sábado, 16 de mayo de 2009

SEDIENTO DE AMOR (Prólogo)

Después de mucho pensarlo he decidido colgar los primeros capítulos de esta novela, espero que os guste!!!!!

Ya me diréis




Prólogo




Nathaniel se enorgullecía de su valor y de su fuerza y se vanagloriaba de sus virtudes sonriendo con orgullo a quienes les rodeaban. A pesar de ser un tritón de tan sólo ocho veranos esgrimía el bluirt[1] con maestría siendo capaz de superar a sus compañeros de entrenamiento. De él se esperaba mucho, pues era el heredero a la corona del Reino Atleintais.

Nathaniel, era el hijo mayor del rey Doivar y como tal luchaba y se esforzaba día a día para alcanzar a su padre. Iba  a ser el próximo rey Tritón, desde que era un infante se lo habían repetido día tras día para alentarle en su entrenamiento. Cuando fuera un tritón adulto aceptaría un cargo que conllevaba gran responsabilidad y del que se necesitaba una fuerte determinación. En sus manos tendría el báculo de poder que portaba en todo momento su padre y con el cual sería capaz de manejar las mareas y el oleaje de los océanos. Su familia llevaba protegiendo el báculo desde tiempos inmemorables, éste pasaba de padres a hijos sellando la promesa que le juró el primer Klaider al dios de los mares.

“Proteger su mundo, aún a costa de sus vidas”

Nathaniel Klaider se convertiría en el vigésimo sexto rey Tritón, la noche de luna llena de su décimo séptimo verano de existencia.

O eso al menos era lo que todos esperaban, y con lo que soñaba el joven tritón.

Hasta la noche en que todo su mundo se desmoronó. Se vio obligado a escapar junto a su joven hermana del palacio, dejando atrás los fantasmas de su pasado y los cuerpos sin vida de sus padres.

Los gritos de su madre resonarían en su mente durante años, impidiéndole encontrar la paz y recordándole cada noche el juramento que se hizo cuando miró por última vez el que fuera su hogar.

Encontrar a los causantes de aquello,…y acabar con ellos, con sus propias manos.




[1] Bluirt: arma parecida a una espada con ambos lados con filo, y se maneja sujetándola por el centro. Arma típica de los tritones.  



1 comentario:

  1. me ha llamado mucho la atención, se puede decir que me enganchó con el prólogo y la sinopsis, lo estaré buscando para leerlo completo

    ResponderEliminar